Palabras Gordas de Noé Juan Farrera: “El diferendo entre el PRI y PVEM en Chiapas”

En este fin  de semana hay calma chicha en las actividades para conquistar la candidatura para ser gobernador de Chiapas por parte de uno de los más fuertes o más empecinado de los aspirantes; el comiteco Eduardo Ramírez Aguilar, también conocido como el “jaguar negro”, quien cuenta con la venia del Güero Velasco, actual gobernador de Chiapas; o por lo menos eso parece.

Mientras tanto, Luis Armando Melgar , el candidato que si bien juega con los Tucanes del Verde ha hecho un papel más que discreto, sigue en la brega con la muleta del informe de actividades legislativas, con la finalidad que no lo den por muerto.Por lo pronto, el mercado de Los Ancianos de esta ciudad amaneció tapizada con los carteles con la foto de Melgar Bravo.

 Lo más seguro es que está esperando un golpe de suerte o no ha perdido la confianza en su padrino Ricardo Salinas Pliego, dueño de Televisión Azteca, de la tienda de abonos chiquitos con intereses grandotototes y copropietario de la Torre Chiapas. Aunque parece que el padrino Salinas ve bajar su influencia.

Mientras tanto, en las esferas legislativas de la capital del país, tanto del PRI, tanto del Revolucionario Institucional como de Verde Ecologista de México, hacen tentativas de acercamiento. Como el 23 de agosto es el cumpleaños de Emilio Gamboa Patrón, uno de los “capos” más poderosos de la Cámara de Senadores, ayer 21 de agosto adelantaron el festejo por el cumpleaños de Gamboa, en la Torre del Senado, hubo un selecto ambigú servido por los más caros restaurantes.

En ese ambigú se tratarán de limar las asperezas y los tricolores vayan juntos con los verdes en la selección de candidato al gobierno de Chiapas y consiguientemente en la votación. El tropiezo está en la designación del candidato. Los verdes consideran que con Lalo Ramírez está ganado el gobierno chiapaneco. Los tricolores tienen la línea trazada de que el candidato sea el también comiteco Roberto Albores Gleason o en caso necesario Aguilar Bodegas o el diputado Willy Ochoa.

En esa comilona, regada con caldos europeos estuvieron presentes los interesados, encabezados por Emilio Gamboa Patrón, el cumpleañero; Manlio Fabio Beltrones, y otros miembros del PRI. Por el Verde Ecologista estuvo el yerno Pablo Escudero, senador por el Verde y quien confiesa que aspira a ser Jefe de Gobierno de la CDMX al terminar el puesto directivo de la fracción verde del senado; Jesús Sesma Juárez, el héroe y libertador de los animales circenses; bien recordado en Chiapas, ya que en la anterior elección de diputados federales cosechó la mayoría de la lana de la propaganda de los aspirantes del PVEM en nuestra entidad.

Hay informes que los dos partidos se acercan a un acuerdo. Solo que ahora las diferencias están en la manera de escoger al candidato, pues Eduardo y los suyos se aferran a una elección ciudadana; de la que están seguros de triunfar, debido al control que dicen tener de la mayoría delos verdes.

Por parte de los tricolores, proponen el método de encuestas para la selección del candidato, pero los verdes alegan que las encuestas siempre se prestan a dudosas interpretaciones y la mala fama de las empresas encuestadoras y no se vale que entre gitanos se lean la suerte.

En caso que no se aclare el panorama, comenzarán las balconeadas y las informaciones de reales o pretendidos actos depredadores, como propiedad de hoteles, sembradíos de aguacate Hass y otras lindezas.

Ya ven que cuando se pelean las lavanderas, salen los trapitos al sol con manchas, hoyos y cachirules.

Comentar