Wuhan avanza hacia la normalidad; terminará cuarentena el 8 de abril

  • El optimismo es palpable en Wuhan, China,que empieza a ver la luz al final del túnel tras dos meses de confinamiento por el coronavirus Covid-19

La ciudad china de Wuhan, donde comenzó a propagarse masivamente el brote de coronavirus, dio este martes un paso de gigante hacia la tan ansiada normalidad al anunciar que el 8 de abril levantará la estricta cuarentena que impuso a sus habitantes el pasado 23 de enero.

Eso sí, los ciudadanos de la capital de la provincia de Hubei sólo podrán abandonar la ciudad si presentan un código QR de salud verde obtenido a través de aplicaciones móviles, lo que implica que la persona en cuestión no ha mantenido contactos con ningún contagiado o sospechoso de tener la enfermedad.

En cualquier caso, la decisión arroja un rayo de esperanza para la ciudad antes catalogada como «el epicentro del brote», que ya permite que sus ciudadanos salgan de sus complejos residenciales para pasear, usar el transporte público -que se desinfecta varias veces cada día-, salir a comprar o incluso ir a trabajar.

«Lo peor ya ha pasado. Con todo, hay que llevar mascarilla y hay gente que sólo se atreve a salir con trajes protectores», agrega.

«Podemos salir de los edificios residenciales tras mostrar el código QR verde. Uno de mis vecinos me ha dicho que su compañía ha vuelto al trabajo y que la logística fuera de Hubei también está regresando a la normalidad. Ya se pueden hacer negocios con el exterior», celebra un residente de Wuhan que solicitó el anonimato.

Las redes sociales chinas también se hicieron eco de la noticia: «Hubei lleva esperando este día desde hace mucho tiempo», comenta un usuario en Weibo, equivalente a Twitter, mientras que otro pide que se agradezca a la ciudad por todo lo que ha soportado.

«Espero que la gente de Wuhan que vuelva a trabajar a otras provincias no sea discriminada», comenta un usuario, opinión compartida por otro: «Hay que ser amable con ellos».

¿CÓMO FUE LA CUARENTENA IMPUESTA EN WUHAN?

El pasado 23 de enero el Gobierno de Wuhan impuso unas restricciones consideradas entonces extremas y que implicaban el cierre del tráfico, así como la suspensión del transporte público y de todos los vuelos y trenes de salida, obligando al confinamiento «de facto» de los 11 millones de habitantes de la urbe.

Hasta ese día, el coronavirus había causado 17 muertos y afectado a 444 personas en la ciudad centro-oriental china.

Según el último recuento público, 2 mil 524 personas han fallecido hasta ahora en Wuhan, mientras que en el total de la provincia de Hubei suman 3 mil 160 los fallecidos.

Fuente: Pulimetro